Si yo fuera una empresa RESPONSABLE…


Si yo fuera una empresa RESPONSABLE estaría manifestándome todo el día. Le diría a mis representantes (léase la CEOE, por ejemplo) que, por favor, avisaran a los que nos gobiernan que están equivocándose mucho y nos están enredando el día a día.
Claro, sólo si soy una empresa RESPONSABLE, si no lo soy me va perfecto. Yo sé que en España la mayoría de grandes empresas lo son. Al menos eso nos dicen en sus extensos informes de sostenibilidad, o memorias de RSC, o como quieran llamarlo.
Según la Comisión Europea (281-COM2011) define la RSE: “la responsabilidad de las empresas por su impacto en la sociedad. El respeto de la legislación aplicable y de los convenios colectivos entre los interlocutores sociales es un requisito previo al cumplimiento de dicha responsabilidad. Para asumir plenamente su responsabilidad social, las empresas deben aplicar, en estrecha colaboración con las partes interesadas, un proceso destinado a integrar las preocupaciones sociales, medioambientales y éticas, el respeto de los derechos humanos y las preocupaciones de los consumidores en sus operaciones empresariales y su estrategia básica, a fin de:
– maximizar la creación de valor compartido para sus propietarios/accionistas y para las demás partes interesadas y la sociedad en sentido amplio;
– identificar, prevenir y atenuar sus posibles consecuencias adversas.
La complejidad de este proceso dependerá de factores como el tamaño de la empresa y la naturaleza de sus operaciones. Para la mayoría de las pequeñas y medianas empresas, especialmente las microempresas, es probable que el proceso de RSE siga siendo informal e intuitivo.”
Voy a considerar sólo tres medidas, quizás las más importantes, que se han tomado desde el Gobierno.

a. Se está recortando en Sanidad.
Las empresas responsables muestran un gran interés por el desarrollo profesional de sus trabajadores, empleados, profesionales, o sus personas. Se preocupan tanto que incluso les montan días de voluntariado para que colaboren con la gente necesitada. Pues bien, la salud de tus “personas” va a empeorar si no les pagas un sobresueldo para poder permitirse las pruebas del médico. Porque una empresa RESPONSABLE no quiere que sus trabajadores estén preocupados por la salud de su familia ni suya.

b. Nueva reforma laboral.
Ahora es más fácil despedir, modificar la situación laboral de un trabajador, lo puedo cambiar de puesto de trabajo, le puedo reducir jornada, sueldo, etc. Pero si yo fuera una empresa RESPONSABLE, y como antes he dicho, me preocupa, y mucho, el bienestar de mis profesionales no quiero que sufran enfermedades relacionadas con esta situación. Además, con el recorte en sanidad… Bueno, si también les reducen la prestación por desempleo, ¿cómo se podría invitar a alguien a abandonar la empresa si no puede cobrar nada o muy poco? Pensando como está la situación, no podría.

c. Recortes en educación.
Esto, si yo fuera una empresa RESPONSABLE, es lo que más me preocuparía. ¿Por qué? Las dos anteriores las puedo controlar, más o menos, puedo solventarlas (seguro médico, no aplicando la reforma). ¿Qué puedo hacer con los recortes en educación?
La educación de los hijos de mis trabajadores, les puedo ayudar a pagarse un colegio bien, sólo en su parte obligatoria, después que los beque el Santander con su maravilloso programa de colaboración en educación superior. Más o menos, lo vamos arreglando.
Pero bueno, el resto de grupos de interés, ¡que se apañen ellos!. He estado hablando de una empresa RESPONSABLE no una fábrica de solucionar problemas.
Aunque claro, si ya fuese MUY RESPONSABLE, y cuando elaborara la matriz de impactos de mis grupos de interés y los temas relevantes, lo haría con un proceso de diálogo. Claro, que al dialogar el proceso nos debería enriquecer a los dos, por lo que nos situaríamos a un mismo nivel, y sería un proceso bidireccional, perfecto y bonito. Después, tendría en cuenta las expectativas de mis grupos y trataría de integrarlas en mi core business. Y a ver, ¿cómo de bajo va a ser el nivel de mis grupos de interés dentro de unos años?
Igual debería cambiar de negocio y montar escuelas, hospitales y centros de día para mis grupos de interés. Si eso, cambiamos la definición y volvemos a la anterior: “la integración voluntaria, por parte de las empresas, de las preocupaciones sociales y medioambientales en sus operaciones comerciales y sus relaciones con sus interlocutores” 
Menos mal que soy RESPONSABILITO, que tampoco he abusado.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s